El Peugeot Rifter se aleja totalmente de su enfoque utilitario original para ofrecer una experiencia de confort y refinamiento digna de un vehículo particular orientado a la familia y la aventura. Llega a México con capacidad para cinco o siete pasajeros.

Lo primero a saber es que su plataforma —llamada EMP2— se utiliza en otros vehículos de pasajeros de Peugeot, como el 5008, lo que asegura la capacidad de ofrecer una suspensión confortable para entornos urbanos y autopistas. Mide 4.75 metros de largo y su distancia entre ejes es de 2,973 mm, con lo que acomoda dos o tres filas de asientos, según versiones.

La cabina opta por una selección de materiales robustos y un diseño llamativo, creado a partir de la filosofía i-Cockpit de Peugeot, en la que se busca optimizar la posición de manejo a través de un volante bajo de diámetro reducido, de la ubicación del cuadro de instrumentos y el diseño de la pantalla del sistema de infotenimiento.

Para México hay dos versiones disponibles: Active y Allure. De serie vamos a encontrar elementos de seguridad como control electrónico de estabilidad, frenos ABS y cuatro bolsas de aire —frontales y laterales—, así como accesorios de confort y funcionalidad, como aire acondicionado, vidrios eléctricos delanteros y sensor de luz. El tope de gama puede sumar infotenimiento con pantalla de 8 pulgadas —compatible con Android Auto y Apple CarPlay—, freno de estacionamiento eléctrico, sensor de lluvia y climatizador automático.

La única configuración mecánica disponible para Peugeot Rifter en México es un motor diesel de 1.6 litros, capaz de generar 90 hp y 169 lb-pie, asociado a una transmisión manual de cinco velocidades. La marca habla de aceleración de 0 a 100 km/h entre 16.1 y 17 segundos, así como un rendimiento de combustible de 18.2 km/l en ciudad, 20 km/l en carretera y 19.6 km/l en ciclo combinado.

Con el Peugeot Rifter 2020, la marca quiere acercarse a clientes particulares que buscan un vehículo de bajo consumo de combustible y con capacidad para siete pasajeros, aunque no descarta al sector comercial. En este sentido, el Rifter puede cargar hasta con 4,000 litros si se abaten asientos en las tres filas. El detalle del precio y equipamiento de cada versión es el siguiente:

Peugeot Rifter Active – $314,900

  • Cuatro ganchos de amarre en la cajuela
  • Aire acondicionado
  • Dos filas de asientos
  • Cristales delanteros eléctricos
  • Reproductor de música con entrada auxiliar, puerto USB y conexión Bluetooth
  • Barras de techo color aluminio
  • Sensor de luz
  • Espejos laterales eléctricos con función de calefacción
  • Limpiaparabrisas con función Magic Wash
  • Rines de acero de 16 pulgadas con tapones
  • Frenos ABS con asistente en frenado de emergencia
  • Control electrónico de estabilidad
  • Control electrónico de tracción
  • Asistente de arranque en pendientes
  • Bolsas de aire frontales
  • Bolsas de aire laterales

Peugeot Rifter Allure – $364,900

  • Tercera fila de asientos
  • Climatizador automático
  • Freno de estacionamiento eléctrico
  • Pantalla táctil de 8 pulgadas
  • Infotenimiento compatible con Android Auto y Apple CarPlay
  • Faros de niebla con alumbrado en curva
  • Espejos laterales y molduras al color de la carrocería
  • Sensor de lluvia
  • Controles al volante
  • Rines de aluminio de 16 pulgadas
  • Sensor de reversa